Un secuestro mediático

baby lindberg

baby lindberg

Foto: AP images

El aviador e ingeniero estadounidense Charles Lindberg se convirtió en un personaje muy célebre durante la primera mitad del siglo XX gracias a sus proezas como piloto. Entre otras gestas, fue la primera persona que consiguió cruzar el Atlántico en un vuelo en solitario y sin escalas. Sin embargo, hubo un dramático suceso que empañó su brillante trayectoria. El 1 de marzo de 1932 su hijo mayor de casi dos años fue secuestrado. Alguien había trepado hasta la habitación del bebé y se lo había llevado mientras dormía. Aunque se destinaron una gran cantidad de efectivos y el caso fue de lo más mediático, no sé consiguió dar con el pequeño Lindberg. Fue dos años más tarde, cuando se encontró el cuerpo del bebé ya sin vida, no muy lejos de la casa de la familia. En la imagen se puede ver a un grupo de curiosos señalando el lugar donde fue encontrado el cadáver. La investigación posterior señaló a Bruno Richard Hauptmann como el único culpable del secuestro y la muerte, y fue condenado a morir en la silla eléctrica, una condena que se consumó en abril de 1936. Mantuvo su condición de inocente hasta el final.