La flota civil de Dunkerque

dunquerke

dunquerke

Foto: AP images

La operación de evacuación de Dunkerque, que se llevó a cabo entre el 27 de mayo y el 4 de junio, fue uno de los movimientos más complejos de la Segunda Guerra Mundial (1939-1945). Después de que los ejércitos aliados se quedaran aislados en las playas del norte de Francia debido al avance de los alemanes, su única salida era huir por el Canal de la Mancha hacia el Reino Unido. Para ello, se activaron todos los barcos disponibles de la armada británica para ir a recoger a los cientos de miles de soldados que esperaban, con angustia, en la arena. Concretamente, se trataba de más de 338.000 soldados británicos, franceses y belgas. Sin embargo, la cantidad de hombres atrapados era enorme y las naves del ejército no fueron suficiente. Entonces, los ciudadanos que poseían cualquier tipo de embarcación decidieron aportar su granito de arena, que en último término fue esencial. Varios miles de soldados abandonaron Francia a bordo de embarcaciones civiles, que acudieron en ayuda de una marina que no daba abasto para transportar tantos hombres. Barcos de pesca, remolcadores, ferries e incluso un vapor, el Medway Queen, que realizó siete trayectos de ida y vuelta transportando un total de 7.000 soldados. En la imagen se puede ver a dos de estas embarcaciones con grandes grupos de soldados a bordo.

Para saber más

Dunkerque, la retirada más famosa de la Segunda Guerra Mundial

La retirada de Dunkerque en fotografías

Leer artículo