Las dos K

kaspárov

Foto: Cordon Press

La rivalidad que existió entre Kárpov y Kaspárov a finales de la década de 1980 y que se extendió hasta el principio de los años 90 fue una de las más épicas de la historia del deporte. Era 1985 y se disputaba la última partida del Campeonato del Mundo de Ajedrez cuando fue tomada la fotografía que aparece sobre estas líneas. Kaspárov, a la derecha, celebra con los brazos en alto la deseada victoria frente a su rival, Kárpov, que ya ha abandonado su silla. Estaba claro que los soviéticos eran los mejores en términos ajedrecísticos, pero incluso dentro de la URSS estos dos hombres llevaron la competitividad a otro nivel gracias a sus grandes dotes, consiguiendo enganchar a medio mundo a una disciplina que gozaba de poco reconocimiento hasta el momento. Su particular batalla fue bautizada como la de "las dos K". Cada uno representaba un tipo de jugador muy distinto que llegó a tener incluso connotaciones políticas. El veterano Kárpov, con un estilo clásico y templado, representaba los valores soviéticos ya en decadencia, mientras que el joven Kaspárov, de movimientos agresivos, era el símbolo de los aires renovadores que empezaban a soplar por toda la URSS. Su victoria en aquel campeonato, y en el cómputo general a partir de entonces, pareció ser un signo de que los tiempos estaban cambiando.

Compártelo