Coronación televisada

AP 5306020768

Foto: AP images

Cuando Elizabeth Alexandra Mary nació un mes de abril de 1926, era la tercera en la línea sucesoria al trono de Inglaterra. Por delante de ella figuraban su tío Eduardo y su padre Alberto. A la muerte de su abuelo, su tío Eduardo ascendió al trono, en el que no llegó a permanecer ni tan solo un año cuando decidió casarse con una mujer plebeya, por lo que abdicó en favor de su hermano. Con Alberto convertido en el rey Jorge VI, de repente Elizabeth se convirtió en la futura reina, por lo que empezó a participar en todo tipo de actos públicos. En 1952, cuando se encontraba de viaje con su marido el Duque de Edimburgo, recibió la noticia de que su padre había muerto, lo cual, a sus 26 años, la convertía en reina de Inglaterra. El 2 de junio de 1953 fue coronada como reina por el arzobispo de Canterbury, que en la imagen sostiene la corona frente a la reina, que queda tapada por sus ropajes. Fue la primera ceremonia de coronación emitida en directo por televisión, algo que contribuyó de manera determinante a la popularidad tanto de la monarquía como de la flamante reina.