La Bougainville de 1944

AP 440123153

Foto: AP

Los viajes que realizó Louis Antoine Bougainville son célebres por múltiples motivos. En primer lugar, fue el primer francés en circunnavegar el mundo, pero además en sus expediciones, el naturalista que viajaba con él -y que llevaba como ayudante a una disfrazada Jeanne Baret- documentó por primera vez la existencia de una planta bautizada en su honor, la buganvilla. En su honor también se bautizó una isla del archipiélago de las Salomón, situado en el Pacífico sur. Poco podía imaginar Bougainville a mitad del siglo XVIII que en aquel rincón del mundo habría uno de los frentes más activos de una de las mayores guerras de la historia de la humanidad, la batalla del Pacífico de la Segunda Guerra Mundial (1939-1945). Los hombres que aparecen en la imagen sobre estas líneas, soldados estadounidenses, posan con su perro, un pastor belga al que se le había encomendado la misión de trasladar un mensaje en mitad de un ataque en la isla de Bougainville. Gracias al coraje y lealtad del animal, los dos soldados salvaron su vida. Era enero de 1944 y la llamada Campaña de Bougainville se encontraba en pleno desarrollo. A su término, los Aliados habían ganado la batalla a los japoneses y habían recuperado la isla que los nipones ocuparon en 1942.