Fundación Palarq

Excavada la zona más antigua de la ciudad fenicia de Útica, en Túnez

Las excavaciones llevadas a cabo por un equipo arqueológico hispano-tunecino en las áreas más antiguas de Útica, en el actual Túnez, han exhumado un pozo ritual, áreas urbanas e industriales y dos templos monumentales. Este asentamiento posee restos anteriores a la ciudad de Cartago.

Restos superpuestos de los templos fenicios. Al fondo, la escalera romana corta en diagonal el templo fenicio del siglo IV a.C.

Foto: Proyecto Útica

Con una cronología anterior a la mítica Cartago, Útica es la fundación colonial fenicia más antigua del Norte de África. Esto es lo que afirman las fuentes escritas grecorromanas y lo que asimismo han confirmado las recientes investigaciones arqueológicas iniciadas en 2010 en el yacimiento por parte de un equipo arqueológico hispano-tunecino. El conocimiento de la ciudad fenicia, de la que apenas existían datos, ha sido el principal objetivo de este proyecto, dirigido por Imed Ben Jerbania y José Luis López Castro, y formado por investigadores de diversas universidades españolas (Almería, Málaga, Sevilla, Complutense y Autónoma de Madrid), miembros del Centro de Estudios Fenicios y Púnicos, así como por investigadores tunecinos del Institut National du Patrimoine del Ministerio de Cultura de ese país.

El área de investigación principal del proyecto arqueológico ha abarcado la zona norte del yacimiento de Útica, situada en el borde de la antigua línea de costa, muy cerca del antiguo puerto de la ciudad en época fenicia y romana. Hasta ahora se han llevado a cabo en el área dos campañas de prospección geofísica mediante georradar (GPR), en los años 2010 y 2016, y ocho campañas de excavación entre 2012 y 2019, financiadas por los ministerios españoles de Cultura y Ciencia e Innovación, así como por la Fundación Palarq.

La antigua ciudad fenicia de Útica

Los resultados de las excavaciones arqueológicas en Útica obtenidos durante estos últimos años han sido de un extraordinario interés, pues han confirmado la excepcional importancia de la ciudad para la comprensión de los inicios de la colonización fenicia en Occidente y para establecer una cronología de la primera Edad del Hierro en el Mediterráneo. Así, la localización de un complejo arquitectónico en el área de ocupación más antigua de Útica, formado por los restos de dos edificios superpuestos, junto con un pozo ritual, se ha datado a partir del año 900 a.C., el horizonte fenicio más antiguo documentado hasta la fecha en el Mediterráneo Occidental. Asimismo, en este sector las excavaciones han sacado a la luz los sedimentos dejados por un tsunami que azotó la población entre 915-746 a.C., una catástrofe natural que sin embargo no supuso la destrucción total del asentamiento colonial.

El pozo sagrado fenicio y los restos del edificio fenicio de la fase más antigua, del siglo IX a.C.

Foto: Proyecto Útica

Las excavaciones han sacado a la luz los sedimentos dejados por un tsunami que azotó la población entre 915-746 a.C., una catástrofe natural que no supuso la destrucción total del asentamiento colonial.

La investigación arqueológica ha logrado exhumar un área urbana e industrial en la cual se han identificado cinco fases constructivas, de las que cuatro son fenicio-púnicas de los siglos VIII a.C., VII a.C., V-IV a-C., III y II a.C., mientras que la más reciente es de época romana imperial, del siglo I d.C. Los investigadores han podido constatar también que la ordenación del espacio en Útica siguió patrones ortogonales, como ya se ha puesto de manifiesto en el urbanismo de la vecina Cartago. Se han identificado actividades productivas en esta zona a partir de restos metalúrgicos y de un horno de producción de cerámica, que estuvo en funcionamiento entre los siglos VI-IV a.C. Finalmente, las excavaciones en el área urbana e industrial han aportado un notable registro cerámico datado entre los siglos VIII-II a.C., un elemento de gran importancia para conocer la evolución de las relaciones comerciales de esta ciudad fenicia.

Dos templos monumentales

Los arqueólogos han descubierto además que junto al área urbana e industrial de Útica estuvieron en activo, de manera contemporánea y sucesiva, dos templos monumentales superpuestos, de los siglos VII y IV a.C., respectivamente. El más antiguo está bastante destruido como consecuencia de la reutilización de sus materiales para la construcción del templo más reciente, que presenta un mejor estado de conservación a pesar de que fue derruido parcialmente como consecuencia de una reestructuración urbana que se llevó a cabo en época tardorrepublicana romana. Las campañas arqueológicas de 2018 y 2019 han permitido a los investigadores conocer más a fondo las técnicas constructivas empleadas en el templo del siglo IV a.C. y recuperar algunos elementos arquitectónicos en piedra, como tambores de columnas o cimacios con cornisas decoradas, unos elementos sin parangón en el ámbito fenicio-púnico de Occidente. Ambos templos, consagrados probablemente a una misma divinidad (por el momento desconocida), debieron de jugar un papel de gran importancia en la historia de la Útica fenicia.

Restos de una vivienda fenicio-púnica con hogar y patio con pavimento descubiertos en el área urbana excavada en Útica.

Foto: Proyecto Útica

Las campañas arqueológicas de 2018 y 2019 han permitido a los investigadores conocer más a fondo las técnicas constructivas empleadas en el templo del siglo IV a.C. y recuperar algunos elementos arquitectónicos en piedra.

Finalmente, otro aspecto que cabe destacar del proyecto de excavación de Útica ha sido el inicio, desde 2018, de algunas labores de consolidación y restauración de los restos arqueológicos exhumados, que está previsto que culminen con la realización de un proyecto de puesta en valor de las áreas excavadas, así como la adecuación de un centro de interpretación para la visita, unas tareas que se vieron interrumpidas a causa de la pandemia.

Fragmento del entablamento de uno de los templos excavados en Útica.

Foto: Proyecto Útica

Gracias a todos estos hallazgos, el yacimiento de Útica se ha revelado como un lugar privilegiado para conocer cómo era una fundación colonial fenicia temprana y su evolución urbana a lo largo del I milenio a.C. El desarrollo de este proyecto ha logrado avances importantes en el estudio de la topografía de la ciudad fenicia, y también sobre su cronología, y ha proporcionado los restos de una arquitectura monumental fenicio-púnica inédita hasta la fecha. En las próximas campañas, el equipo espera completar los trabajos en el complejo arquitectónico fenicio más antiguo, así como excavar el horno de producción cerámica del siglo VI a.C., además de completar el estudio de la funcionalidad de los espacios urbanos.

Para saber más

Utica, la ciudad fenicia más antigua de África

Utica, la ciudad fenicia más antigua de África

Leer artículo

Para más información sobre proyectos de arqueología y paleontología humana visita la web de la Fundación Palarq.