La mayor colección de momias del mundo

Un estudio investigará las momias infantiles de las catacumbas de Palermo

En diciembre de 2021 comenzará un estudio sobre las momias infantiles de las catacumbas del Convento de los Capuchinos en Palermo (Sicilia). Los autores esperan obtener información sobre la salud de los niños y niñas sicilianos durante el siglo XIX.

Catacumbas de los Capuchinos, Palermo

Catacumbas de los Capuchinos, Palermo

Foto: Dpedreroroson (CC)

Las catacumbas del Convento de los Capuchinos en Palermo, la capital de Sicilia, son famosas por albergar la mayor colección de momias del mundo: 1.284 cuerpos datados entre finales del siglo XVI y principios del XX entre los que se encuentran una gran cantidad de momias infantiles. Encontrar tantas momias infantiles es realmente extraño, pues se trataba de una práctica generalmente limitada a los adultos y, aún así, han sido poco estudiadas hasta el momento.

En diciembre de 2021, un equipo de la Universidad de Staffordshire (Reino Unido) empezará una investigación de la que esperan obtener información sobre quiénes eran y cómo vivían los niños y niñas momificados. En concreto, estudiarán un grupo de 41 momias infantiles del siglo XIX para averiguar las condiciones de salud de los individuos en el momento de su muerte, así como los factores ambientales que pudieron haber influido en ella. También compararán los datos con los de niños y niñas inhumados en el mismo periodo para contrastar las diferencias en las condiciones de salud entre clases sociales, ya que la momificación era una práctica reservada a las clases más pudientes.

El estudio se realizará con métodos no invasivos, usando aparatos portátiles de rayos X para radiografiar las momias. Las imágenes se usarán para estimar su edad y sexo, así como para identificar posibles lesiones y patologías. La doctora Kirsty Squires, que liderará el proyecto, espera que el estudio sirva para “crear una metodología estandarizada que permita a otros investigadores aplicar este método no invasivo en el estudio de las momias infantiles en todo el mundo, un resultado importante dadas las implicaciones éticas asociadas con las investigaciones invasivas”, como las autopsias.

Momia de Rosalia Lombardo

Momia de Rosalia Lombardo

Se trata de una de las momias infantiles más famosas de la cripta. Rosalia Lombardo, muerta el 1920 con apenas dos años, fue la última en ser momificada en el convento.

Foto: Maria Lo Sposo (CC)

Una oportunidad emocionante

“Esta es una oportunidad muy emocionante para conocer más sobre la vida en la Sicilia de la época moderna reciente”, explica la doctora Squires. “Puesto que este rito funerario estaba reservado principalmente a los adultos, queremos entender por qué los niños fueron momificados. Tenemos una idea bastante clara de que pertenecían a los rangos superiores de la sociedad, pero no sabemos mucho más sobre la salud, el desarrollo o la identidad de los jóvenes durante este período. Este proyecto proporcionará datos esenciales para determinar a qué niños se les permitió la momificación y para poner esto en un contexto más amplio”.

La investigadora confía que el estudio ayude al gran público “a saber más sobre los niños de las Catacumbas y el significado de este rito mortuorio”. Confía también que la investigación aporte un contexto a las momias exhibidas, de las que ahora hay información muy limitada. Se trata de un tema muy sensible, hasta el punto que las imágenes que acompañarán la distribución en prensa del artículo no serán fotografías sino ilustraciones.

Para saber más

Las momias ocultas en las catacumbas de Palermo

Momias bajo el suelo de Palermo

Leer artículo

  • ¿Te gusta la historia? ¿Eres un amante de la fotografía? ¿Quieres estar al día de los últimos avances científicos? ¿Te encanta viajar? ¡Apúntate gratis a nuestras newsletter National Geographic!