Descubren una joven pareja de la Edad del Bronce

En una necrópolis de Kazajastán se ha descubierto la tumba de dos jóvenes de hace 4.000 años que fueron enterrados uno frente al otro. Cerca de la sepultura también se ha encontrado la tumba intacta de una sacerdotisa junto a varios objetos rituales.

Hace un año, un equipo arqueológico dirigido por Igor Kukushkin, de la Universidad Estatal Buketov, empezó a investigar los cinco montículos funerarios que componen la necrópolis de Kyzyltau, en la región de Karganda, en Kazajastán.

El resultado de la campaña de excavaciones ha dado un resultado muy interesante: los restos de una joven pareja, de entre 16 y 17 años, perteneciente a la élite, datados en el primer tercio de la Edad del Bronce, hace unos 4.000 años. Los esqueletos yacen uno frente al otro, "el varón, acostado sobre su lado derecho, y la mujer se halla a su derecha", según ha explicado el propio Igor Kukushkin. En la tumba también se ha encontrado un rico ajuar funerario: la joven llevaba dos brazaletes en cada brazo, collares y anillos. Asimismo había varios objetos de oro y bronce.

Uno de los montículos de la necrópolis de Kyzyltau contenía los restos de una pareja de entre 16 y 17 años, enterrados uno frente al otro

¿Miedo a los poderes sobrenaturales?

Los arqueólogos han excavado otra tumba junto a la de la joven pareja. En ella yace una mujer que fue enterrada con siete ollas, cenizas y una calavera. Los arqueólogos creen que estos objetos podrían estar relacionados con algún tipo de ritual y que la mujer podría ser una sacerdotisa. Esta tumba, a diferencia de las otras del yacimiento, estaba intacta. Según apunta Kukushkin, tal vez los saqueadores, al ver a quien pertenecía la sepultura, se asustaron, y dejaron intacta tanto a su propietaria y como sus pertenencias.

Para saber más

Sitio arqueológico de Lajia

China

Esqueletos que revelan una muerte fortuita

Las excavaciones en el sitio arqueológico de Lajia cuentan historias desgarradoras, entre ellas la de una madre que trató de proteger a su hijo mientras el mundo se venía abajo

Leer artículo

Compártelo