La guerra en femenino

AP 430403191
AP 430403191

Durante la gran contienda de la Segunda Guerra Mundial (1939-1945) millones de soldados fueron movilizados al frente. Fue tal el número de hombres reclutados en el ejército que muchos lugares de trabajo se quedaron sin mano de obra y la economía empezó a transformarse. Esta situación se intensificó en Estados Unidos a partir de 1941, cuando el país americano entró en la guerra tras el ataque de sus bases en el Pacífico por parte de las fuerzas niponas. En ese momento, las mujeres empezaron a incorporarse al mercado de trabajo cumpliendo un rol fundamental para el desarrollo de la guerra, como es el caso de las mujeres que vemos en la imagen sobre estas líneas. En abril de 1943, su trabajo consistía en instalar la estructura primaria de un bombardero B24 en una planta de montaje de Fort Worth, Texas. El nuevo papel que asumieron durante el conflicto bélico fue clave para el posterior empoderamiento de la figura femenina en la sociedad estadounidense.

Compártelo